martes, 20 de marzo de 2012

Lectura 7: Las clases de saber

Constituye una gran y difícil empresa tratar de reconocer qué es el saber y hasta qué punto se puede llegar a conocer todo cuanto existe en el contexto en el que nos desenvolvemos, sin embargo baste decir que existen algunas formas de saber claramente reconocidas cada una de las cuales posee una importancia gradual de acuerdo al cómo, cuándo, para qué y por qué hacemos uso de cada una de ellas:

El saber para la vida:

En el marco de la gnoseología, todo lo que el ser humano ha aprendido, surge como resultado de una necesidad para comprender el mundo, saber utilizar los elementos que en él se encuentran y de una u otra manera, cubrir nuestra necesidad de curiosidad. El saber tiene que ver con las actitudes propias de hombre, con su pensar y obrar; no es un tipo de conocimiento dirigido a producir una obra en particular o a conseguir un fin. La vida implica tener un buen juicio, una justa medida para todas las cosas y un obrar oportunamente. Esto es algo que todas las personas buscan, y con lo cual casi siempre están insatisfechas, ya que la naturaleza humana parece ser impredecible y difícil de comprender.

El saber productivo:

Referido a aquel tipo de conocimientos dirigidos a la producción de una obra específica. Este tiene su origen en la experiencia e implica un mayor grado de complejidad en tanto que la observación y elaboración de un producto implica avanzar más allá de lo que simplemente hacemos. En el ámbito productivo hay quienes conocen su oficio por experiencia y hay otros que estudian los principios generales que llevan a la producción. Este tipo de saber con conocimiento de causa se le llama técnico, palabra que en nuestros días ha adquirido una connotación importante en tanto que la productividad constituye el eje central sobre el que giran las relaciones sociales cotidianas.

El saber cotidiano:

Si observamos lo que hacemos a lo largo del día podemos dar cuenta de lo que hemos aprendido desde que éramos pequeños, como aquellas cosas que quedaron registradas desde entonces y que ahora parecen “normales”. Aún ahora aprendemos cosas nuevas que pronto las convertiremos en un hábito automático. Pero no solo se trata de saberes que podemos poner en práctica, sino de conocimientos que tenemos sobre muchos temas que no implican acción alguna.

El saber teórico:

La palabra theorein en la tradición de la Grecia antigua, también era entendida como levantarse del suelo y contemplar desde lo alto. Ver desde arriba permite tener una visión completa de las cosas y de las relaciones entre sí, tal como sucede al contemplar los elementos de un paisaje desde la cima de una montaña. Hacer teoría es elevarse desde lo diverso de la experiencia particular hasta lograr una unidad abstracta.

El saber filosófico:

El término saber desde el punto de vista filosófico está relacionado con el término sabor (la acción de probar las cosas y descubrir a qué saben) en sentido más amplio, el saber es un contacto con la realidad con el único fin de distinguirla y entenderla: hacer consciente lo que se sabe, sistematizar lo sabido, poder dar razón de ello ante los demás, ser capaz de preguntarse por lo que uno sabe con actitud crítica. El ser humano dispone de dos fuentes de saber: va más allá de los sentidos y muestra la esencia (la verdad de las cosas desde el entendimiento) razón; además proporciona la experiencia básica de las cosas (muestra la realidad a través de los sentidos) sensibilidad. De allí el significado del término filosofía: “Amor a la sabiduría”

Taller de lectura 7:

  1. Interpreta el mensaje de la frase contenida en la caricatura.
  2. ¿Qué diferencia existe entre saber y conocer? Explica con un ejemplo
  3. ¿Estás de acuerdo en que la importancia del saber está relacionada con su uso?
  4. Redacta un texto en el que argumentes la relación entre saber y necesidad.
  5. Con un ejemplo explica porqué el saber tiene que ver con las actitudes del hombre.
  6. ¿Qué significa obrar oportunamente?
  7. Justifica dos razones que lleven a considerar la naturaleza humana como algo impredecible e incomprensible.
  8. Define saber técnico y demuestra con un ejemplo la importancia de éste
  9. ¿Qué diferencia y qué semejanza encuentras entre el saber para la vida y el saber cotidiano?
  10. Argumenta con un ejemplo qué es “lo normal”
  11. Explica un inconveniente que tenga el saber teórico
  12. Qué significa la expresión “Elevarse desde lo diverso de la experiencia particular”
  13. ¿Por qué filosóficamente se relaciona la palabra saber con la palabra sabor?
  14. ¿Qué significa asumir con actitud crítica lo que se sabe?
  15. ¿Por qué según la lectura, filosofía significa “amor a la sabiduría”?

No hay comentarios:

Publicar un comentario